La concejala de esta formación, Gloria Martín, alertó de que la obra podría no llegar a ejecutarse si el PP no retoma el proyecto con celeridad ya que su financiación depende del préstamo del Banco Europeo de Inversiones por lo que debería estar terminada para diciembre de 2018

01.03.18.- La concejala de Izquierda Unida, Gloria Martín, ha denunciado hoy el retraso de casi tres años en la licitación del arreglo de la carretera de Caravaca en su entrada a Lorca y que el PP prometió ejecutar en 2016 con una inversión de 1.026.810 euros con cargo al Banco Europeo de Inversiones (BEI).

Martín recordó que, en abril de 2016, el director general de Carreteras, José Antonio Fernández Lladó, y el entonces alcalde de Lorca, Francisco Jódar, se reunieron con los vecinos de la diputación de Río para recoger sus propuestas de cara a las actuaciones de acondicionamiento y remodelación que estaba previsto ejecutar en la carretera RM-711 sin que desde entonces “los afectados hayan vuelto a saber nada”.

El proyecto y dirección de la obra corresponde al Ayuntamiento de Lorca, por lo que Martín exigió que desde el Consistorio se dé a conocer en qué estado se encuentra dicho proyecto, teniendo en cuenta que el plazo para ejecutar obras con cargo al préstamo del BEI finaliza en diciembre de este año, momento en que se agotará la segunda prórroga.

En ese sentido, Martín recordó que del préstamo de 185 millones de euros -concedido en el año 2012- quedan aún pendientes de invertir unos 60 millones de euros “que se pueden perder si el Ayuntamiento no hace sus deberes”. En ese sentido, la edil de IU-Verdes exigió explicaciones acerca de la “parálisis” de una obra “que debería haber comenzado hace dos años” y que corre “un riesgo cierto” de perderse

La propuesta de remodelación de la entrada a Lorca por la carretera de Caravaca comprendía desde la rotonda de la carretera de Zarzadilla de Totana hasta la conexión con la calle Eulogio Periago y San Fernando del barrio de San Cristóbal, así como la mejora del tramo de la antigua carretera del Pantano que va desde dicha intersección hasta la nave del Paso Encarnado.

La actuación consistía en la mejora de las rotondas de salida a la autovía A7 y sus cunetas, el refuerzo de la señalización vial, la construcción de sendas rotondas en la intersección de las instalaciones de la empresa Olcina y otra en La Peñica, la creación de un carril bici, la reordenación de los aparcamientos, y el incremento de arbolado y vegetación. El proyecto también incluirá la renovación del sistema de alumbrado público con el fin de mejorar la iluminación con eficiencia energética de tecnología led.

Además, las obras incluían el reasfaltado de la carretera RM-C15, conocida como del Pantano, junto a la que se construirá un carril bici compatible con el uso peatonal (a modo de vía verde), y se mejoraría la iluminación y la señalización vial.

 
buy Dapoxetine