Sosa solicita al equipo de gobierno que deje de mirar hacia otro lado y que se tomen medidas para que no aumente el clima de xenofobia que se está creando o se produzca una desgracia irreparable

14.03.19. Pedro Sosa, concejal portavoz de Izquierda Unida Verdes en el ayuntamiento de Lorca, se ha hecho eco esta mañana de la preocupación existente entre los vecinos y asociaciones del Barrio de San Cristóbal por las actuaciones incívicas y amenazantes de ciertas personas en sus calles y plazas.

Dos de ellos, ambos usuarios de Servicios Sociales,  son viejos conocidos del Barrio por los constantes altercados que han producido y la inseguridad que siguen originando. Uno vive junto a la Iglesia de San Cristóbal y son muchas y variadas las riñas que produce sobre todo cuando va bebido y el otro, residente en las viviendas sociales de Ramblilla Tejares, suele ir pidiendo por los parkings y plazas de forma intimidatoria y amenazante.

Otro es un individuo de origen subsahariano, probablemente con sus facultades mentales perturbadas y que suele ir en estado de embriaguez por lo que los incidentes con los vecinos también son habituales. Para Sosa, el comportamiento de esta persona es una excepción que no debe ensombrecer el trabajo en beneficio de la comunidad que por ejemplo ejerce la Asociación de Ghaneses de Lorca, reforestando el entorno del Castillo o en diversas tareas de limpieza que han llevado a cabo en el municipio.

Dado que las acciones no conllevan penas de prisión por ser delitos menores, Sosa solicita al Alcalde que aumente la presencia policial para dar tranquilidad a los vecinos y de la Concejalía de Servicios Sociales, que se les lleve a cabo una evaluación social encaminada a su reinserción y reeducación y si de ella se concluye algún tipo trastorno mental, que sean derivados a alguna de las residencias dependientes de la Comunidad para enfermos mentales.

 

Actualizado (Jueves, 14 de Marzo de 2019 13:09)

 
buy Dapoxetine